EL RECREO: TELLO Y  LA  BANDERA SIN RECOGER

el-recreo-tello-y-la-bandera-sin-recoger
Comparte esta información

Por: Luis Medina Lizalde         

 

La  bandera política que más impacta a los ciudadanos yace en el suelo en espera de que los políticos las enarbolen con autenticidad.

La más relevante de todas las que entran a escena con  la victoria de López Obrador  llama a luchar  por eliminar  privilegios de la clase gobernante. En ese entorno, el Gobernador de Zacatecas ha convocado a 19 legisladores federales de origen zacatecano a una reunión el martes 13 de Noviembre  en la coyuntura del debate del presupuesto de egresos desde la perspectiva de nuestro estado, los convocados están inmersos en un proceso de recorte de los excesos institucionalizados en sus respectivas cámaras, eso hace suponer que están sensibilizados ante la necesidad de hacer lo propio en el ámbito local.

En  pocos días, el gobernador  turnará su propuesta de egresos para el 2019  al congreso local  y  habrá de decidir si en ella incluye el monto anual de una partida de 72 millones  que ya despareció, la de las herramientas legislativasAl  hacerlo, estaría propiciando la  intención de algunos diputados locales   de seguir disfrutando de ese dinero cambiando unos conceptos por otros. Para eso cuentan con la “sabia  orientación” de expertos en derecho y auditorías  cuya permanencia  depende de lo bien que les caigan a los líderes de cada legislatura.

Los diputados aprobaron  por unanimidad un punto de acuerdo  respecto al próximo presupuesto del Poder Legislativo sin descontar  el monto anualizado de las “herramientas legislativas”  además de un incremento  global del 6 %.

Tal recurso excedente no tiene destino, no hay  planes para nueva sede, tampoco les entusiasma trasladarse al recinto cultural que Tello sugirió  y que les haría gastar una cantidad significativa para adaptarlo a sus requerimientos, no han decidido  si renuevan equipo y mobiliario, tampoco han   determinado el personal del que van a prescindir que permita calcular costos de finalización de relaciones laborales, en resumen, no se conoce un diagnóstico de fortalezas y debilidades que transparente que falta y que sobra ( Ni se conoce el destino final de los 18 millones sobrantes de “herramientas” del 2018).

 Así las cosas, la aprobación del presupuesto en los términos planteados carece de justificación.

                              MAYORÍA SILENCIOSA, MINORÍA RUIDOSA

Es preciso señalar que muchos diputados no se oponen a la cancelación de privilegios, (me dicen que no pasan de seis los “ganosos”)  y que más bien hay confusión respecto al papel que les corresponde desempeñar y desinformación respecto a la grave secuela ocasionada por la corrupción instalada.

Son pocos los integrantes de esta legislatura los enterados de que una investigación periodística sacó  a relucir dos empresa fantasmas proveyendo de facturas falsas a legisladores y que la ventilación pública de esos hechos no inspiró medidas correctivas inmediatas  ni produjo procesos penales como debió ser  y si debilitó al poder legislativo, tampoco saben que la inmoralidad que se instaló a tal grado , que los integrantes de una legislatura se quedaron  con las herramientas legislativas que correspondían al primer período ordinario de sesiones de la siguiente legislatura.

Reuniones como la convocada por Alejandro Tello con los legisladores federales son propicias para que la clase gobernante emprenda la tarea de abaratar su  costo y eficiente su desempeño, empezando por una propuesta de egresos que refleje la misma voluntad que ya es visible en la política federal, que le demanden congruencia y la ofrezcan apoyo si tiene el valor político de asegurarse de que los privilegios condensados en el concepto de herramientas legislativas no regresen disfrazados y por la puerta de atrás, qué no incurra en el error de meter a todos los diputados en el mismo costal porque allí coexisten ambiciosos con los de vocación de servicio,  responsables con  faltistas,  simuladores con  auténticos.

El presidente electo  de la República ha convocado a la dura batalla anti-privilegios  empezando por rebajarse el sueldo en un 60% respecto a su antecesor.

Es esperable  que los de su propio partido sigan su  ejemplo en cada estado y  municipio, pero esa bandera no es exclusiva de un partido ni de un actor en la individual, cualquiera que quiera  atender la voluntad  ciudadana la puede recoger.

                                       ¿NADARÁ DE MUERTITO?

Lo ideal hubiera sido que la 63 legislatura hubiese proyectado la supresión de privilegios pero ha sido omisa y vacilante a pesar del contundente reclamo social, si Tello elude el tema siendo también omiso y vacilante, tenemos todo el derecho a pensar que es por propia conveniencia, que le resulta mejor un congreso paralizado y sin respaldo ciudadano para que el Ejecutivo y el Judicial mantengan intocados sus propios privilegios.

El más profesional periodismo zacatecano y las redes, harán del proceso de aprobación del presupuesto zacatecano el más vigilado de la historia.  

Nos encontramos en El Recreo

@luismedinalizalde@gmail.com

luismedinalizalde@gmail.com