Capturan a probable responsable de desaparicion de administrativos de la SSP

capturan-a-probable-responsable-de-desaparicion-de-administrativos-de-la-ssp
Comparte esta información

Redacción

El presunto autor de la desaparición de Rosalía y Antonio, trabajadores de la Secretaría de Seguridad Pública fue capturado el pasado 12 de enero según informó el titular de esa dependencia Ismael Camberos Hernández.

En conferencia de prensa se dio a conocer que la detención ocurrió en Pinos, en donde el arrestado sería uno de los líderes de un grupo del crimen organizado que opera en la región Sureste del Estado.

La captura se dio gracias a una orden de cateo que permitió inspeccionar una vivienda usada como casa de seguridad y donde estaba Antonio N. de 23 años de edad, a quien además se le aseguraron armas de fuego, cargadores, cartuchos, equipo táctico, drogas y un vehículo.

A ser hombre, a quien se le identifica como presunto responsable de la desaparición de dos trabajadores administrativos de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, ocurrida en octubre, también se le atribuye la muerte de un policía estatal en una gasolinera de esa cabecera municipal.

En el interior de ese domicilio se encontraron ocho armas largas, cinco de ellas AK-47 calibre 7.62 X 39 milímetros, dos fusiles AR-15 calibre .223 milímetros y una más hechiza sin precisar el calibre; dos armas cortas, una calibre 45 y otra calibre .38 Automática.

Asimismo, cinco cargadores de disco para calibre .223 milímetros, abastecidos con 120 cartuchos cada uno; 20 cargadores para arma larga, abastecidos con 30 cartuchos cada uno calibre 7.62 X 39 milímetros; 500 cartuchos útiles calibre 7.62 X 39 milímetros y, 1 mil 500 cartuchos útiles calibre .223 milímetros.

Además, fueron encontradas 43 dosis de droga conocida como Cristal; cuatro chalecos tácticos, tres color negro y uno camuflageado colores verde y café; cuatro chalecos balísticos color negro; tres fornituras completas; cinco pierneras color negro; cinco porta cargadores color negro; cinco balaclavas de diferente color, y tres radios de frecuencia.

Al interior del domicilio  fue encontrado un vehículo Chevrolet Malibú, modelo 2008, color dorado y sin placas de circulación.